Nos ha dejado Alfonso Paz Andrade, uno de los grandes del mar desde siempre

Su pasión Galicia, su vida el mar (Foto de la WFE de Industrias Pesqueras)

Me acuerdo como si fuera hoy cuando conocí personalmente a Alfonso Paz Andrade: elegante, exquisitamente educado, cultísimo, con mucha clase… los que éramos admiradores de su padre el inolvidable Valentín… y vivimos aquellos años en los que los estudiantes hablábamos en el Santiago de los 60-70 del Partido Galeguista… de Seoane, de Castelao… nos sentíamos de un modo o de otro ligados a la familia Paz Andrade, a la que admirábamos.

El encuentro fue en las oficinas de Pescanova… el motivo muy simple: la empresa en la que trabajaba dentro de la pesca se había quedado sin sus buques insignia… al ser charteados por aquella Pescanova pujante bajo el mando de otro de los empresarios esenciales de la Galicia del pasado siglo: José Fernández López… y buscaba trabajo.

Alfonso me trató como trataba a sus amigos, así me consideró desde el primer momento… y nunca me podré olvidar que lo que soy actualmente, sea mucho o poco, se lo debo esencialmente a su apoyo y a su amistad.

Vio en mi algo especial para que trabajara en la náutica deportiva, y me ofreció ser el gerente del Monte Real Club de Yates de Baiona, en el que entré a comienzos de 1980 y estuve en él hasta el 2000. Bajo la batuta de Rafael Olmedo, con toda su Junta Directiva, y por supuesto Paz Andrade en primera línea, el Club se convirtió no en el más bello (que ya lo era) sino en uno de los clubes señeros de la vela internacional, haciendo honor a su apellido de entonces desaparecido actualmente: Monte Real Club Internacional de Yates.

Pero su amor a la mar, no se quedó en su condición de consejero delegado de Pescanova, ni en la de vicepresidente del Monte Real. En una de sus empresas, Ibercisa, fue de los valientes que apostó por la náutica, comercializando barcos de competición como los Contention o los DB-1, representando en España a una de las velerías de mayor prestigio a nivel mundial: Hood, o importando ropa náutica de países tan lejanos como Nueva Zelanda o Australia. Y se perfectamente, que lo hacía porque la náutica arrancara en Vigo, en Galicia… no por el negocio puro y duro… porque de aquella distaba mucho de serlo.

No satisfecho con lo dicho, se atrevió a relacionar al Monte Real con el club más importante del mundo: con el Royal Ocean Racing Club… el RORC. Pero no se quedó ahí el tema, pues organizó dos regatas Lymington-Baiona y una Cork-Baiona… y además las relacionó con su regata preferida, al Trofeo Conde de Gondomar… un legendario trofeo que ¡ganó cuatro veces consecutivas! con sus temidos y temibles Ardora que tuvo en sociedad con el también desaparecido Julio González Babé, con el que mantenía una gran amistad.

El Ardora que comenzó siendo un Puma 26 y acabó en un DB-1… tuvo tripulantes fuera de la norma, como Jaime Arbones (ex presidente del Real Club Celta y padre del excepcional proa el Libio), a Fernando Massó, a Fernando Escalera, a Miguel Lago, a José Eraso, a Gonzalo Romero… entre otros… que navegaron en los dos citados, así como en los Contention-30 y Contention-33.

El mayor atrevimiento deportivo fue la victoria en su categoría en el Trofeo Conde de Godó en aguas de Barcelona 1979, que causó sensación en aquellos lejanos años.

Su encantadora esposa, la británica Elisabeth Taylor… le ayudó en no pocos eventos con corte de sabor a Galicia… me acuerdo especialmente de las varias ediciones de la Feria Mundial de la Pesca, exitosas para Vigo y para toda la industria pesquera de España… y dentro de ellas cuando logró que la Banda Real del Palacio de Buckingham, realizó un histórico pasacalles viguesas haciendo sonar el “Pasadoble de Puenteareas”… increíble.

Podría estar muchas horas hablando de Alfonso Paz Andrade, y de su amor a Galicia, su amor a la mar profesional, su amor a la náutica, su amor a la vela o incluso a la hípica… hoy nos ha dejado de un modo tan inesperado que nos hemos quedado muy sorprendidos y tristes.

Tengo que dar las gracias a las decenas y decenas de amigos que me han llamado en la tarde de hoy, para informarme de la desgracia y recordarme que ellos sabían que era uno de mis mejores amigos…

As campás da bella Erizana replican para que descanse en paz mi amigo, nuestro amigo… Alfonso Paz Andrade.

Manuel Pedro Seoane Cordal
Editor ND
Redactor de Industrias Pesqueras 1982
Gerente del MRCY Baiona 1980-2000


Compártelo:

Quizás también te interese...

“Queen Mary” más de 50 años en Long Beach… plenos de sucesos paranormales

Imagen facilitada por la web del “Queen Mary”, amarrado en Long Beach desde hace más de 50 años El Quenn Mary fue construido en ...

Beca de investigación convocada por la Fundación Alvargonzález, en el Museo Naval ...

La cuantía de la ayuda a la investigación del presente año es de 4.000 € y pueden optar a ella todos los españoles sin límite de edad que ac...

Exclusiva: El Capitán Nemo en la Ría de Vigo

Inspiración verniana, del “Nautilus” en busca de los tesoros de la Batalla de Rande. Según la narración de “Veinte mil leguas de...

Escribe tu comentario

Nombre *

Email *

Comentario

No hay comentarios todavía, ¿te gustaría ser el primero?