102 barcos en la Rolex Sidney-Hobart que comienza hoy en aguas australianas

La flota de la Rolex Sydney Hobart se divide en cinco clases pero lucha por dos premios principales: el barco más rápido, el primero en llegar a Hobart, consigue la victoria en tiempo real, y su tripulación recibe un cronógrafo Rolex Oyster Perpetual grabado y el trofeo J.H. Illingworth; el barco con mejor tiempo compensado logra la victoria absoluta, un Rolex grabado y el trofeo Tattersall Cup

La flota de la Rolex Sydney Hobart se divide en cinco clases pero lucha por dos premios principales: el barco más rápido, el primero en llegar a Hobart, y su tripulación recibe un cronógrafo Rolex Oyster Perpetual grabado y el trofeo J.H. Illingworth; el barco con mejor tiempo compensado logra la victoria absoluta, un Rolex grabado y el trofeo Tattersall Cup

Comienza en Australia la 73ª edición de la Rolex Sydney Hobart, referencia mundial entre las regatas oceánicas. Su apasionante recorrido de 628 millas náuticas parte del puerto australiano de Sídney rumbo a Hobart, en Tasmania, y este año atrae a una heterogénea flota de 102 barcos con entre nueve y 30,5 metros de eslora. La presencia de cuatro supermaxis y una previsión meteorológica favorable anuncian una encarnizada batalla por la victoria en tiempo real.

La Rolex Sydney Hobart 2017 contará con una imponente flota formada por 102 barcos con esloras comprendidas entre los nueve y los 30,5 metros, incluyendo 27 extranjeros y 11 de los últimos 12 ganadores en tiempo real. Todo un crisol de tripulaciones profesionales y amateur que aprovechan las jornadas previas a la salida para poner a punto sus embarcaciones conscientes de lo imprevisible de un recorrido de temible reputación. Como cada año desde 1945, la regata partirá de la bahía de Sídney el 26 de diciembre, el conocido como Boxing Day, atrayendo a decenas de miles de espectadores y la atención de la televisión nacional, que retransmitirá en directo un evento considerado todo un icono del deporte australiano.

El recorrido de la Rolex Sydney Hobart transcurre a lo largo de 628 millas náuticas, el equivalente a 1.163 kilómetros. Tras abandonar la bahía de Sídney, la flota pone rumbo sur para navegar paralelo a la costa de New South Wales hasta alcanzar el temido Estrecho de Bass, la porción de agua que separa el continente de la isla de Tasmania y que suele ofrecer duras condiciones de viento y mar. La aproximación final a Hobart resulta clave a medida que la flota remonta el río Derwent, un auténtico campo de minas entre encalmadas y corrientes. La Rolex Sydney Hobart está organizada por el Cruising Yacht Club of Australia y el Royal Yacht Club of Tasmania, y cuenta con el patrocinio de Rolex desde 2002. 


Compártelo:

Quizás también te interese...

Termina la Semana Galega de Vela en Vilagarcía con muchos barcos y poco viento

Foto de familia de las autoridades con los flamantes campeones europeos de 420 Bruno Ameneiro del Náutico de Sanxenxo en la Copa Galicia de ...

Portugal no aguantó la presión y la Copa de España de Snipe se va para Canarias

Los portugueses Tiago y Salvador Roquette no aguantaron el liderato en la jornada de cierre, y al final lograron el bronce… esta es la...

España con “Peter” y “Guia” gana el Enrique Puig de Vela Clásica en Barcelona

Halloween, Guia, Argos, Peter y Marigan vencedores la XI Puig Vela Clàssica Barcelona (Foto Nico Martínez) Ha finalizado en aguas barcelones...

Escribe tu comentario

Nombre *

Email *

Comentario

No hay comentarios todavía, ¿te gustaría ser el primero?

Último vídeo

  • Videoteca ND: el Maserati en Valencia

Lo más leído en Náutica Digital